14/12/09

LA PESCADILLA QUE SE MUERDE LA COLA


La Cumbre sobre el Cambio Climático de Copenhague es otra escenificación de los máximos mandatarios mundiales para decir a sus mandados que están muy preocupados con el calentamiento del planeta y que van a hacer un gran esfuerzo por reducir las emisiones de CO2 para intentar detener ese fenómeno. Pero esto no es más que una representación bufa, porque reducir las emisiones contaminantes, reducir la degradación del planeta, reducir el impacto del hombre sobre la corteza terrestre, reducir la contaminación de mares y ríos, reducir la deforestación, reducir, reducir, reducir… es imposible mientras todos queremos AUMENTAR nuestro nivel de vida. Es incompatible un nivel de vida como el que tenemos con una tierra limpia y saludable. Un nivel de vida que sólo disfrutamos una parte minoritaria de la población mundial. Si todo el mundo tuviera el nivel de vida que tienen por ejemplo en Portugal, por poner un país que está a la cola de Europa, el mundo ya habría reventado.
Para contaminar menos y explotar menos la tierra no nos queda otra opción que consumir menos, vivir con menos cosas, con menos comodidades. Pero consumir menos significa que aquellos que producen esas cosas que dejamos de consumir, pierdan sus empleos, y que además no encuentren otro porque no nos hace falta nada más. No se van a convertir en parados de larga duración, sino en parados de por vida.
El problema principal, a mi modo de entender, es que hay superpoblación. En el mundo sobra mucha gente, muchísima, y no precisamente de los países pobres, sino de los ricos. Porque consume más, agrede más al planeta, un individuo de un país industrializado que cien de un país subdesarrollado, con el agravante de que el rico, para vivir como vive, necesita obligatoriamente que esos otros cien vivan como malviven.
Vivimos montados en una pelota de nieve que baja rodando por una pendiente muy empinada, y a cada vuelta que da se hace más grande, y cuanto más grande se haga, más gorda va a ser la hostia que nos vamos a dar.
Y para hacer que esa bola de nieve no crezca tan aprisa: ¿estamos dispuestos a rebajar nuestro nivel de vida?

10 comentarios:

RGAlmazán dijo...

Es un problema complejo, pero yo abogo por consumir menos, y naturalmente habría menos puestos de trabajo, con los que el reparto de trabajo haria que todos trabajáramos menos y se ganaría menos, pero la clave está en consumir menos.
¡Nos sobran tantas cosas!

Salud y República

Caminante dijo...

Yo... a lo mío... Besos -disculpa la intromisión, aproveché la abertura que había en epv-

AUTOBOMBO 2:
* diciembre 18, 2009. Pico Almanzor (2592m) J.O. Gredos: 1/5/2005
(Texto confeccionado -por mí- en su día y recuperado ahora. Las fotos son de Félix, Javier y Josele. Si las clicais... crecen. PAQUITA)

Son las siete cuando comenzamos a andar, vamos bien de tiempo. Los principios cuestan, al menos (...)

Porque no quiero que se te/os pase desapercibida mi crónica ... a mí me gusta. PAQUITA

Tha dijo...

sí estoy dispuesta,he incluso a ganar menos haciendo menos horas... ¿dónde está aquella utopía de trabajar menos y tener más ocio? en fin... "que no es más feliz quién menos tiene sino quién menos necesita" y además con eso somos solidarios con el planeta y con los que nos rodean.
Besosss disfruta de las fiestas

Pepe del Montgó dijo...

Gaia, la Tierra, es como un ser vivo más y sabe autorregularse como ha demostrado a traves de millones de años. Así que poco a poco, o de repente, como mejor le venga nos va a mandar a todos los que le sobramos al más allá.

Drywater dijo...

Pues tienes razón que para que cuatro vivan de lujo cincuenta tenemos que vivir bien. Y para eso dos millones tienen que malvivir. Tal vez algún día venga el Tercer Mundo y nos arrase sin compasión y bastante legitimidad.

Pepe del Montgó dijo...

Tot lo millor per l'any nou

Tha dijo...

Muchos besos y espero que el año que viene me vengas a decir que el 2010 fue el mejor de tu vida. Muchos besos, siempre me alegra saber de ti ;)

juanjo dijo...

Cuanta razón tienes, el proceso es irreversible , haría falta un nuevo orden mundial para mitigar los daños, pero no hay capacidad, imaginación, voluntad ni medios para ejecutarlo.
Todos estamos dispuestos a proclamar que hay que salvar el mundo, pero que casi nadie está presto a poner en juego su jardín y aunque así fuere no hay autoridad moral que pueda solicitar o impedir a los países emergentes que prescindan de las necesidades que ha creado nuestro modelo económico y que, como bien dices , 4 privilegiados hemos abusado y seguimos abusando hasta el derroche.
Tiene razón Pepe del Mongó, no es Gaia la que esta en peligro sino la vida en ella, no es la 1º civilización que, a otros niveles, ha llevado su éxito y expansión al colapso del medio que los sustenta.
Bon any.

avatar 2009 rmvb dijo...

todo un problemon. la cosa esta bastante color de hormiga

Anónimo dijo...

Este mismo problema ya salio en CNN asi que no le pares tanta bola que seguro como la informacion salio del pais mas poderoso "ES UNA COSA NORMAL" como dijistes en tu otro reportaje que ni entendi. Tiger WOODS, Nieve, calor!!!!!! que te puede importar......