26/10/07

REACCIONES ENCONTRADAS


Esta semana se han producido dos hechos con inmigrantes que han producido reacciones encontradas, sobretodo entre sus protagonistas.
Por un lado tenemos la agresión brutal de un energúmeno racista a una menor por el simple hecho de ser suramericana, ecuatoriana en este caso; y por otro lado tenemos el rescate en alta mar de un kayuko por parte de un pesquero español en el que viajaban más de 50 personas y que por desgracia en el kayuko sólo quedaban ocho personas y de ellas sólo una con vida.
Mientras las declaraciones del energúmeno racista se limitaban a decir con altanería y chulería que hizo eso porque estaba borracho, como si uno cuando está borracho no sabe distinguir entre lo que está bien o lo que está mal; las declaraciones emocionadas del patrón del barco pesquero transmitían esa impotencia y mala suerte por no haberlos visto antes y poder haber salvado a alguien más con vida.
Pero me gustaría saber cómo habría reaccionado ese energúmeno racista si hubiese sido el capitán del barco pesquero ante el espectáculo dantesco que se abría ante sus ojos al amurarse sobre el kayuko y ver a ocho personas flotando en su interior y que una levanta una mano para indicar que está viva. Supongo que este energúmeno racista será un ser humano, aunque sólo sea por su aspecto físico, y que tendría un gesto humano; supongo que habría sacado una pistola y le habría pegado un tiro para evitarle más sufrimientos al pobre negro ante una muerte segura.

7 comentarios:

RGAlmazán dijo...

Ahí te equivocas, ese individuo no es un ser humano, como mucho es un engendro vivo. Había que verle pavoneándose de que no sabía que había pasado porque estaba borracho. Y una leche borracho, es un xenófobo del carajo. Lo peor es que encima el juez le deja en libertad con cargos, cuando tenía que estar encerrado, no sólo por lo que ha hecho sino porque es un peligro público para todos.

Salud y República

Gambutrol dijo...

No supongas tanto Corpi... o como tú has dicho, le pegaría un tiro alegando evitarle el sufrimiento... aunque en realidad no fuera es la razón del disparo.

Bueno, no sé. Dios me libre de meterme en la piel de nadie y sentenciar lo que van o dejarán de hacer... pero vamos, e slo que yo creo.

El problema de ese tío es que no hay justicia, como dice aquí rgalmazán... No me puedo creer que este ser esté en la calle. De todos modos que vaya con cuidado... porqué eso de ir queriendo salir en la TV a contar sus azañas le puede salir cara la cosa..., que los LatingKins no se queden con su cara me parecería raro...

Un saludo

La interrogación dijo...

Tantas y tan diversas circunstancias hacen al ser humano un ser o absolutamente abyecto o tremendamente generoso.
Ambos extremos son tan lejanos el uno del otro...

benito_reyes_vega dijo...

Ayer leí en algún periódico el motivo del suceso. Les vendieron agua... por combustible, y así quedaron a la deriva... de la mar.

Es claro que no sólo de xenofobia está hecho el ser humano... también lo está de egoismo y desprecio... De lucro a cualquier 'costa'. Y no importa ser de la misma etnia, del mismo grupo... vecinos de la misma calle... No importa. Sólo importa el 'uso' que se pueda hacer de cada cual.

Corpi dijo...

Fenomenales comentarios que enriquecen la entrada. Gracias por vuestras acertadas apreciaciones.

Thalatta dijo...

Afortunadamente el energúmeno no es capitán de barco, aunque lo que quiera que sea (además de borracho) no le impide demostrar sus ¿ideas?.
Si la aplicación de la ley no ampara a las víctimas, habrá que echar mano de lo que tenemos más cerca: la educación de nuestros hijos.
¿Es que nadie sabe ponerse en el lugar del otro?

Miri dijo...

-Quiero pensar que si hubiera sido el capitán del barco, el energúmeno los habría salvado. Déjame pensarlo, al menos.

Un besito,
Miri